Partido Revolucionario de los Trabajadores
Sección mexicana de la IV Internacional

¡Justicia para Samir Flores!: PRT

February 22, 2019

 

Condenamos el artero asesinato del compañero Samir Flores Soberanes y exigimos justicia y verdad. Sumamos nuestra voz contra los megaproyectos ecocidas contemplados en el Plan Integral Morelos (PIM), integrado por la Termoeléctrica de Huexca, el gasoducto de Puebla, Tlaxcala y Morelos, así como el acueducto del río Cuautla. Ante el clima de violencia, inseguridad y falta de respeto a los más elementales procedimientos democráticos, todo ello coronado con el asesinato de Samir, conocido opositor al PIM, no puede hacerse con legitimidad una consulta para realmente conocer la opinión de la mayoría de la población sobre los impactos de la termoeléctrica.

 

1.- Samir Flores Soberanes fue asesinado en su propio domicilio, en Amilcingo, Morelos. Tanto el gobierno de López Obrador como el de Cuauhtemoc Blanco lamentan el asesinato, pero concluyen, antes de iniciar la investigación, que su muerte está ligada al crimen organizado. Exigimos que se realice una investigación seria para esclarecer la verdad de lo ocurrido y que se haga justicia para Samir y su familia, ya que quedan en la orfandad 4 hijos e hijas además desu viuda, cuyo único sostén era el trabajo de Samir. La falta de credibilidad de las instituciones de procurar y administrar justicia se hacen patentes en éste caso, ya que la Fiscalía del Estado se encuentra en una parálisis que ha llevado a colocar bandera rojinegras en las instalaciones, derivada del conflicto político entre el gobierno entrante del Partido Encuentro Social que postuló a Cuauhtémoc Blanco y el Fiscal nombrado por el gobierno saliente de Graco Ramírez del PRD. Ninguna credibilidad tiene el gobierno para llevar a cabo una investigación de ésta naturaleza, por las enormes y directas implicaciones políticas que ello tiene. Por esa razón es que además de que el caso se lleve a instancias nacionales como han solicitado compañeros de Samir, se requiere elevar las investigaciones en el marco internacional, como en el caso de los 43 desaparecidos de Ayotzinapa, ya que de otra manera tratarán de reducir la culpabilidad hacia un grupo criminal real o inventado a modo. Es claro que Samir desempeñaba un papel fundamental en el movimiento contra la termoeléctrica de Huexca y sobre todo contra el gasoducto que pasa por su pueblo, por lo que desde hace años luchaba de manera firme y consecuente contra éste tipo de megaproyectos de muerte para los pueblos indígenas, como él lo denunció a través de la estación de Radio Amiltzingo. La historia político personal de Samir es importante no solo en el contexto de su asesinato sino de la lucha que el pueblo de Amilcingo ha llevado a cabo históricamente. El tio de Samir, Vihn Flores Laureano, militante del partido comunista mexicano de la época, fue uno de los que encabezaron la lucha por conseguir la creación de la Normal Rural "Emiliano Zapata" de Amilcingo que se creó en los años 70s y se enfrentó al gobierno y los caciques quienes lo mandaron asesinar y tirar su cuerpo en las curvas de Tepexco, rumbo a Puebla. 


Es claro que Samir estaba bajo ataque y campañas de odio de los sectores caciquiles y del gobierno que tratan a toda costa de imponer el gasoducto, la termoeléctrica y el acueducto. Sufrió amenazas directas una y otra vez por parte de sectores políticamente vinculados al anterior gobierno. Tampoco fue bien visto por el gobierno actual cuando el pueblo de Amilcingo tomó el Palacio de Gobierno durante todo un día para buscar ser escuchados en sus peticiones de solución para la escuela primaria, dañada por el sismo del 19 de septiembre del 2017 y sobre todo por sus intervenciones políticas contra el PIM, como lo hizo en el Foro en Jantetelco, realizado un día antes de su artero crimen, frente al delegado de AMLO en Morelos. Difílmente puede decirse con seriedad y a bote pronto que lo ocurrido es un crimen del fuero común, cuando el papel de Samir en las luchas no solo de antes sino estos días y el impacto y contexto en que ocurren son claramente políticos

2.- En sus últimos días de lucha antes de su asesinato, Samir había dedicado todo su esfuerzo, entusiasmo y compromiso, para defender los derechos de su pueblo y de los pueblos afectados por el PIM. Ya no pudo llegar al programa de radio Amiltzingo porque las balas que cegaron su vida se interpusieron en su diario caminar hacia la radio comunitaria, a la que dedicó gran parte de su tiempo y dedicación. A través de la radio comunitaria dio a conocer puntualmente todas y cada una de las investigaciones académicas de diversas instituciones universitarias, que demostraban contundentemente los daños sociales, ambientales, económicos, culturales y de salud que tendría éste proyecto diseñado durante las administraciones neoliberales y privatizadoras de los gobiernos panistas de Felipe Calderón a nivel nacional y de Marco Adame a nivel estatal, continuada y profundizada por el gobierno perredista de Graco Ramírez, en el marco del Pacto Por México que aplicó las reformas constitucionales como la energética, para entregar éste sector de la economía a las empresas trasnacionales en su mayoría de capitalistas españoles como Elecnor y Abengoa. 

 

3.- Las repercusiones políticas en Morelos y en el país de este asesinato son evidentes. Pone al desnudo a todos los gobiernos anteriores que aplicaron a rajatabla sus megaproyectos ecocidas y por ello reprimieron, persiguieron, encarcelaron y torturaron a opositores. Pero también coloca al gobierno de López Obrador en el candelero de la historia al plantearle definiciones sobre el tipo de desarrollo que el país y los pueblos originarios requieren. De ahí el entusiasmo inicial de opositores al PIM de esperar que Obrador ordenara cerrar y cancelar la termoeléctrica, como le solicitaron durante el lanzamiento del centenario de Zapata en acto realizado en Ayala, y la creciente oposición a la consulta que éste planteó para llevarse a cabo los días 23 y 24 de febrero en todo el Estado de Morelos y en algunos municipios de Puebla y Tlaxcala. El argumento principal de Obrador en el sentido de que la termoeléctrica pertenece a la CFE y es patrimonio nacional, fue contestado por pueblos y organizaciones opositoras demostrando que tanto la construcción como la operación fue obra realizada por empresas privadas que seguirían obteniendo altas ganancias una vez que se eche a andar la termoeléctrica. La falta de cumplimiento de la normatividad internacional en materia de derechos de los pueblos indígenas para llevar a cabo la consulta, como las establecidas en el Convenio 169 de la OIT y la Declaración Universal de Derechos de los Pueblos Indígenas, firmadas y ratificadas por México, ya ha sido impugnada inclusive en tribunales y organismos de derechos humanos humanos, por lo que hoy se requiere que ésta consulta se cancele  ante el clima de violencia e inseguridad en Morelos  Ante el crimen cometido contra Samir, opositor al PIM,  muchos pueblos han manifestado ya que no permitirán que las urnas de instalen dentro de sus comunidades. Por supuesto que se requieren mecanismos de democracia participativa, pero sin simulación ni inequidad en los recursos para que la sociedad conozca, valore y decida el rumbo del país y en particular sobre el futuro de obras que son verdaderos monumentos a la corrupción que significa transferir recursos públicos, de toda la nación, para el enriquecimiento de empresas privadas, nacionales e internacionales, como es el caso de la termoeléctrica de Huexca, el gasoducto y el acueducto.

 

Por todo ello, llamamos a la militancia de nuestro partido y a las organizaciones independientes, a rodear de solidaridad ésta lucha y a fortalecer las movilizaciones para detener éstos megaproyectos ecocidas y lograr que haya justicia y verdad para Samir y su familia Ya basta de crímenes de luchadores sociales que son estigmatizados y señalados por el gobierno de López Obrador (calificándonos de conservadores o con métodos de derecha, al mismo tiempo que "radicales" de izquierda) y sometidos a ataque sistemático por quienes tratan de mantener la misma política neoliberal y privatizadora a pesar de las exigencias de cambio que millones de personas demandan en éste país.
 

.
                            Por un Gobierno Obrero y Campesino

 

Partido Revolucionario de las y los Trabajadores (PRT). 
Sección Mexicana de la IV Internacional.

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload